Foto R.P. Ordenanza animales

El PSOE urge a modificar la ordenanza municipal sobre animales de compañía que data de 1999 para adaptarla a las nuevas necesidades.

Un grupo de trabajo con todos los grupos políticos con representación en el Ayuntamiento de Salamanca ha elaborado una nueva ordenanza consensuada en este sentido que lleva varios meses en el cajón del alcalde Alfonso Fernández Mañueco que se resiste a proceder a su tramitación y aprobación.

El Grupo Municipal Socialista ha realizado una batería de propuestas para la modificación de esta obsoleta ordenanza encaminadas todas ellas a la vigilancia del bienestar animal.

En el mes de marzo acababan las conclusiones elaboradas por un grupo de trabajo en el que estaban presentes todos los grupos políticos con representación en el Ayuntamiento de Salamanca para modificar la actual ordenanza municipal sobre animales de compañía, que data del año 1999, para adaptarla a los nuevos tiempos y las necesidades actuales de la ciudad en este sentido.

La nueva redacción de la ordenanza y de su reglamentación elaborada por ese grupo de trabajo lleva varios meses en el cajón de la mesa del alcalde, Alfonso Fernández Mañueco que retrasa, en un nuevo gesto de desidia e ineficacia en la gestión, la necesaria tramitación para su posterior aprobación y entrada en vigor vistas las necesidades que la ciudad tiene en este sentido. Una nueva ordenanza que recoge la nueva sensibilidad de la ciudadanía en su relación con los animales domésticos y que mejora la convivencia de los salmantinos, tanto de los que poseen animales de compañía como los que no los tienen.

El nuevo texto propuesto incluye una de las ideas clave en esta cuestión, por el vacío actual que existe, como es la vigilancia del bienestar animal, y al que el Grupo Municipal Socialista ha hecho las siguientes aportaciones:

Incluir en cada uno de los artículos que lo permitía el criterio de bienestar animal (inexistente en la ordenanza actual), como uno de los principios básicos vertebradores de esta reforma.

Además los socialistas han propuesto el sacrificio cero de animales abandonados, (no por razones sanitarias, y/o de enfermedad y/o de conducta grave), incentivando la adopción como una de las mejores soluciones para acabar con esta injusticia.

En cuanto a las infracciones se han aumentado la gravedad y por tanto la sanción haciendo especial hincapié en las que implican un maltrato animal. Por ejemplo:

Se aumenta la sanción por falta de microchip a perro y gato.

A propuesta del Grupo Municipal Socialista pasan de leve a muy grave infracciones como:

  1. El incumplimiento de protección de cuidado y vigilancia, documentación sanitaria.
  2. La tenencia de animales continuada en patios, balcones y terrazas, desprotegidos de inclemencias del tiempo. (Podrán permanecer en jardines de viviendas unifamiliares si no se producen molestias).
  3. La tenencia en obras, locales establecimientos sin vigilancia adecuada de salud y bienestar.
  4. Incumplimiento de la normativa vigente de la tenencia de animales salvajes.
  5. La no recogida inmediata de excrementos en vía pública.

De igual forma  se ha solicitado especificar mejor la infracción leve que sanciona perturbaciones o molestias producidas por los animales que afecten a la tranquilidad y respeto de la convivencia humana. La actual  ordenanza no concreta y se podía realizar siguiendo, por ejemplo, los criterios de contaminación acústica.

Por último se propone pasar de grave a muy grave las infracciones de aquellos establecimientos de venta que incumplan la normativa vigente. Al igual que considera como sancionable con carácter de muy grave el causar la muerte de animales mediante agresiones o suministro de sustancias tóxicas de manera violenta, así como utilizar animales para propiciar situaciones de violencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *