El PSOE propone más medidas para garantizar la atención social y que nadie se quede atrás en la ciudad de Salamanca

El Grupo Municipal Socialista presenta un nuevo documento de trabajo con un amplio paquete de medidas de Atención Social con el objetivo de proteger a las familias mediante prestaciones y derechos de atención social para que ningún salmantino se quedé atrás.

El documento incluye tanto la respuesta eficaz a los problemas de urgencia de las familias más vulnerables como propuestas para paliar la crisis económica y social que sufrirán muchas familias durante los próximos meses. Se realizan novedosas iniciativas para la optimización e idoneidad de la respuesta de los servicios sociales municipales a las familias en general y menores en particular, para el mantenimiento de la vivienda familiar, para la adecuada y segura atención a las personas dependientes y/o mayores, la atención a la salud mental de los vecinos, así como ayudas para las víctimas de la violencia de género en situación de confinamiento.

El Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Salamanca hace públicas las propuestas que en materia de atención social ha elaborado para dar respuesta y contribuir a mitigar y paliar las graves consecuencias provenientes de la crisis sanitaria que estamos padeciendo. Estas propuestas serán motivo de negociación en posteriores encuentros con el equipo de gobierno municipal para alcanzar un acuerdo en beneficio de la ciudadanía de Salamanca. Los socialistas consideran que la salvaguarda del bienestar físico, psicológico y social debe ser el eje vertebrador de toda actuación política en la ciudad.

El Grupo Municipal Socialista considera necesario lograr una buena financiación económica dirigida a afrontar la magnitud de necesidades sociales que se prevén en este momento y en un futuro próximo, un esfuerzo que, a juicio de los concejales socialistas debe ser compartido por todas las administraciones. De esta forma, sería conveniente que, al fondo social extraordinario aprobado por el Gobierno de España, y del que el Ayuntamiento de Salamanca recibirá 477.657 euros, se sumara una ayuda económica similar por parte de la Junta de Castilla y León junto a la aportación de los recursos propios del Ayuntamiento de Salamanca derivados del superávit en el ejercicio presupuestario anterior, lo que permitiría afrontar la situación con mejores garantías.

Los socialistas estiman que para que la ayuda sea eficaz debe venir acompañada de un reforzamiento de los Servicios Sociales municipales en recursos personales y tecnológicos para que la respuesta sea rápida y adecuada. Además, establecer cauces de información integrados y accesibles para que todas las personas que lo necesiten tengan un conocimiento de las ayudas existentes y de las gestiones que deben realizar para obtenerlas, y una web específica, app y un boletín electrónico donde aparezca toda esta información.

En cuanto a ayudas de primera necesidad, se requiere reducir los plazos de respuesta desde la administración tanto para becas comedor de menores, como para familias en estado de vulnerabilidad, al igual que en problemas relacionados con el derecho a una vivienda.

Garantizar que los ingresos aseguran la cobertura vital de las personas en sus necesidades básicas de alimentación, vivienda, vestido y educación es uno de las pretensiones del Grupo Municipal Socialista. En concreto se solicita, tal como se obliga a los arrendatarios privados, que los alquileres de viviendas del ayuntamiento tengan una exención del 50% y un aplazamiento del otro 50%.

De igual manera, en relación a ayudas para menores, procedería acometer otro tipo de procedimientos más adecuados que no fuera un paquete con productos alimenticios para siete días. En este sentido, se propone un aumento de la frecuencia del servicio y el estableciendo de una fórmula del tipo bonos/cheques de comida para que cada familia pueda adquirir o canjear en los comercios de alimentación, además de la instauración de medidas para que, terminado el curso escolar, los menores en situación vulnerable pudieran seguir teniendo garantizada su alimentación.

La solución de una vez por todas a los problemas de acceso a internet y las nuevas tecnologías de todos los alumnos, proporcionando si fuera necesario el material y las herramientas para ello, con el fin de que el menor pueda finalizar con garantías el curso académico es otra de las propuestas que ha avanzado el Grupo Socialista en el Consistorio salmantino.  Para ello, sería aconsejable una buena coordinación con directores y servicios de orientación educativa que son los que realmente conocen las necesidades de cada uno de los alumnos.

En cuanto a la atención a las personas dependientes se insta a la recuperación de aquellas personas que por temor abandonaron el servicio, reforzar las atenciones en higiene y desinfección, y evaluar las nuevas necesidades que ha provocado la pandemia como peluquería, compra de electrodomésticos deteriorados y atención los fines de semana y festivos. La situación de los trabajadores en cuanto a su formación al ámbito sanitario, y condiciones de seguridad y laborales, hacen aconsejable también plantear o estudiar la remunicipalización del servicio.

En este mismo sentido, el servicio de teleasistencia requiere, según plantean los concejales socialistas, la tecnificación del mismo en cuanto a las modalidades de comunicación telemática y control de la actividad de las personas.

En materia de Salud pública, desde el Grupo Municipal Socialista se considera necesario habilitar un portal específico en esta materia para centralizar toda la información real y actualizada sobre la problemática derivada del enfrentamiento ante la enfermedad, los protocolos de actuación y coordinación con las funerarias, así como las medidas y servicios que puede tener desde su ayuntamiento. Algo que hace urgente la convocatoria inmediata de la Comisión municipal de Salud pública.

Por último, y desde el ámbito de protección y asistencia a víctimas de violencia de género, los ediles del PSOE apuestan por la realización de campañas de concienciación del problema en dos direcciones principales, hacia la concienciación de la mujer, y hacia la sociedad y la ciudadanía en general. Campañas con presencia en las redes sociales y medios de comunicación poniendo el acento sobre las dificultades en el periodo de confinamiento. Junto a ellas, estudiar la posibilidad de aplicar en Salamanca la campaña de Mascarilla19 en las farmacias como fórmula de petición de ayuda, y el reforzamiento de los recursos en este ámbito.